Noticias
COVID-19

Mapa del coronavirus en España: la incidencia acumulada sube a 234 casos

DatosRTVE
12 min.

⏳ Esta noticia se actualiza una vez al día, de lunes a viernes, con información procedente principalmente del Ministerio de Sanidad

Últimos datos de la COVID en España

  • Sanidad ha notificado 14.500 casos y 42 muertes con COVID-19 respecto al miércoles. El recuento oficial en España alcanza los 88.122 fallecidos y los casos registrados desde el inicio de la pandemia ascienden a 5.189.220.
  • La incidencia acumulada sigue subiendo en casi todos los territorios, con la única excepción de Castilla-La Mancha. Desde el último informe, crece 17 puntos, hasta 234,03 casos por cada 100.000 habitantes. La mayor subida se registra en Aragón (+32 puntos), desde el día anterior en riesgo alto. En riesgo muy alto está Navarra, que se acerca a los 700 casos de tasa de incidencia, y País Vasco (552). El resto de comunidades está en riesgo medio.  
  • Por grupos de edad, la incidencia sube en todas las franjas, con la mayor subida en el grupo de los menores de 12 años, con una tasa de 390 casos por cada 100.000 habitantes, un nivel de riesgo alto. El resto de grupos está en riesgo medio. En Navarra hay cinco franjas en riesgo muy alto, especialmente los menores de 12 años (1.496 casos), pero también los grupos que van de los 30 a los 69 años. A nivel nacional, las personas de los grupos de 30 a 69 años tienen una tasa de incidencia de más de 200 casos. 
  • El aumento en los contagios se traduce en mayor presión asistencial de pacientes con COVID. La ocupación de las UCI  alcanza el 8,39 %, un nivel que no se alcanzaba desde finales de septiembre. Además, ocho comunidades se encuentran en nivel de riesgo medio (más de un 10 % de pacientes con coronavirus en cuidados intensivos): Cataluña (14,5 %), País Vasco (13,7 %), La Rioja, Aragón, Navarra, Castilla y León, Comunidad Valenciana y Madrid.
  • La vacunación avanza con la incorporación de las dosis adicionales. En total, ya se han puesto más de 5,2 millones de estas dosis y dos de cada tres mayores de 70 años ha recibido la dosis de recuerdo. Sin embargo, en la población general, el progreso de la vacunacion apenas avanza: el 79,3 % tiene la pauta completa de la vacuna, y el 80,9 % cuenta con al menos una dosis.

Sigue leyendo para tener todos los detalles sobre la situación del coronavirus en España.

Incidencia, casos, muertes, positividad… A los indicadores y variables que se han usado hasta ahora se han ido sumando algunos nuevos para medir el impacto de la pandemia en nuestro país. El siguiente gráfico funciona como un panel de control en el que visualizar la situación actual y las tendencias de los últimos días a partir de los datos publicados por el Ministerio de Sanidad. Las flechas que aparecen junto a los casos y los fallecidos muestran la evolución del total notificado en los últimos 14 días respecto a los 14 anteriores. Las que acompañan a los ingresos y a las vacunas funcionan de la misma manera, pero con un rango de siete días.

Evolución de la incidencia acumulada

El principal indicador para seguir la pandemia son los casos registrados. La incidencia acumulada a 14 días (IA) es el número de casos de coronavirus notificados en un territorio por cada 100.000 habitantes en las últimas dos semanas. Este indicador -que depende en gran medida de la capacidad de diagnóstico en cada momento y, debido a la escasez inicial de test, debe interpretarse con cautela en la primera ola- marca los diferentes niveles de riesgo y es una guía para la aplicación o retirada de restricciones en las comunidades autónomas.

El pico de la segunda ola se alcanzó el 9 de noviembre, con una incidencia acumulada de 529 casos por cada 100.000 habitantes. En la tercera ola, después de las Navidades, se alcanzó la mayor incidencia registrada a nivel nacional hasta la fecha: 900 casos. Desde finales de verano, la IA se mantuvo casi invariablemente por encima de los 150 casos, el umbral que marca el riesgo alto para este indicador en el semáforo epidemiológico del Gobierno, hasta el pasado mes de mayo, gracias al efecto de la vacunación, y hasta la irrupción de la quinta ola en verano, que alcanzó un máximo de 702 casos.

Sanidad publica sus datos a partir de la notificación por parte de las comunidades autónomas. Sin embargo, son habituales los retrasos en esta información y las fechas de contagio o defunción a menudo se corrigen con posterioridad. Por ello, el registro diario de los casos, hospitalizaciones y muertes está sujeto a actualizaciones que va incorporando el Instituto de Salud Carlos III (ISCIII), y que este desglosa además por provincia y edad.

Desde el 23 de noviembre, el Ministerio proporciona información de las últimas ocho semanas sobre los casos semanales de COVID-19 en España y su relación con la vacunación. Los datos se ofrecen semanalmente y en ellos se puede observar que la incidencia de la enfermedad entre las personas inmunizadas es mucho menor que entre las que no tienen ninguna dosis o tan solo cuentan con una.

Los siguientes gráficos muestran, por grupo de edad, información sobre los casos, las hospitalizaciones, las personas en UCI y los fallecimientos vinculados a la COVID y su grado de inmunización. Las estimaciones de Sanidad indican que el riesgo de ser hospitalizado y de fallecer crece a medida que aumenta la edad

La posibilidad de contagio es significativamente mayor para quienes no están inmunizados en todas las franjas de edad y las consecuencias de la infección también tienen más probabilidad de ser más graves entre quienes no están vacunados, especialmente cuando  su edad es más avanzada.

Más allá de estos datos, el Ministerio de Sanidad ofrece información de la incidencia acumulada en 14 días por grupos de edad en España y en las comunidades autónomas desde el pasado 29 de junio. Como en la visualización anterior, estos datos muestran cómo la vacunación ha tenido un efecto positivo generalizado en la incidencia del coronavirus en los mayores de 60 años y que los contagios ahora se están produciendo en personas más jóvenes entre las que la vacunación está menos extendida. 

Situación hospitalaria en planta y UCI

La COVID-19 ha supuesto una presión sin precedentes para los hospitales españoles. La capacidad asistencial y la presión de los pacientes COVID en los hospitales, desbordados en España desde la primera ola, es uno de los principales indicadores de la gravedad de la crisis sanitaria causada por el coronavirus. Una ocupación por encima del 15 % de las camas disponibles por pacientes con COVID-19 marca un nivel de riesgo alto, y es extremo por encima del 25 %.

Sin embargo, los intensivistas llaman la atención sobre ocupación real de las UCI. Y es que para entender la gravedad de la saturación en estas unidades es necesario contar tanto a los pacientes con coronavirus como a los que tienen otras patologías.

A partir de la información notificada por los hospitales a Sanidad, el mapa y la tabla siguientes muestran el estado de la capacidad asistencial en España por comunidad autónoma, con la información detallada de la ocupación en hospitalización convencional (planta) y en UCI de pacientes COVID y no COVID, así como las camas libres en las diferentes unidades.

Muertes y exceso de mortalidad

Sanidad reporta el número de personas fallecidas con diagnóstico clínico de COVID-19 registrado en cada comunidad (dato que, por el criterio a la hora de contabilizar a los fallecidos, no siempre coincide con el que las propias autonomías difunden en sus canales oficiales). Esa cifra aumenta con las muertes que se van notificando cada día. El informe diario también incluye el dato de fallecidos en los siete días anteriores, pero los retrasos en el diagnóstico hacen que sea un dato incompleto.

A partir de la información por fecha de defunción del ISCIII, el siguiente gráfico muestra la evolución de las muertes diarias por cada 100.000 habitantes y permite ver, desde marzo de 2020 hasta la actualidad, el impacto en vidas de las diferentes olas de la pandemia. Como puede observarse, el pico de fallecimientos en España tuvo lugar el 1 y 2 de abril de 2020, en una primera ola que fue especialmente dura en Castilla-La Mancha, Madrid y La Rioja.

En algo más de un año de pandemia, el coronavirus ha dejado más de 87.000 muertos oficiales, aunque se sabe que la cifra real es mucho mayor. Solo en 2020, las muertes registradas se dispararon un 17,7 % y fueron 74.227 más que las que hubo un año antes, de acuerdo con los datos provisionales de Movimiento Natural de la Población publicados en junio por el Instituto Nacinal de Estadísitca (INE).

El exceso de mortalidad, clave durante la pandemia para complementar una cifra oficial dependiente en gran parte de la capacidad de diagnóstico, lo miden tanto el Instuto de Salud Carlos III, en el Sistema de Monitorización de la Mortalidad diaria (MoMo), como el propio INE, mediante una estadística experimental. Según su recuento, las muertes imprevistas en España en comparación con la media de defunciones del periodo 2015-2019 rozan las 109.000 entre marzo de 2020 y la penúltima semana de octubre de 2021.

Para conocer más detalles sobre la evolución reciente de la COVID-19 en las diferentes comunidades autónomas, se puede encontrar más información en el siguiente enlace:

Por otra parte, la letalidad del coronavirus en España se ha reducido notablemente gracias a la protección de las vacunas, que en la quinta ola han logrado disminuir las muertes de las personas que contraen la COVID-19 más de cinco veces respecto al total de la pandemia, aunque el elevado volumen de contagios registrado al comienzo del verano provoca que aún se contabilicen decenas de muertes cada día.

Test y positividad

Desde el inicio de la pandemia y una vez superada la escasez de reactivos que hubo en marzo y abril de 2020, la PCR ha sido la prueba principal que Sanidad ha utilizado para contar los casos de coronavirus en España. Tras la primera ola, y no sin polémica, el organismo dirigido por Carolina Darias acabó incluyendo también los test de antígenos como alternativa.

La tasa de test por cada 1.000 habitantes -tanto PCR como antígenos- no ha sido siempre fija, sino que ha aumentado o disminuido en función de la situación epidemiológica: a más casos, mayor número de test realizados.

El 29 de julio, el Ministerio comenzó a publicar datos abiertos sobre el número de test y pruebas de antígenos que se relizan en España cada día desde el 15 de marzo de 2020. El siguiente gráfico muestra las pruebas realizadas en los últimos siete días y la positividad en cada territorio.

Con el incremento de la incidencia, aumentan las pruebas que arrojan un resultado positivo, un ratio que sirve también como indicador de la situación pandémica: en enero, en pleno pico de la tercera ola, la positividad llegó a alcanzar un 15 %. En línea con la recomendación de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el Gobierno se marcó como objetivo que esa positividad se rebajara al 4% a nivel nacional, un objetivo pendiente.

Ritmo de vacunación

La campaña de vacunación contra la COVID la están desarrollando las comunidades autónomas con las vacunas distribuidas por el Gobierno y siguiendo las pautas establecidas en la Estrategia Nacional de Vacunación, que se actualiza en función de la disponibilidad de dosis y la evidencia científica.

Tres de las cuatro vacunas que se administran (Pfizer, Moderna y AstraZeneca) se aplican en dos dosis, mientras que el de Janssen es el único preparado monodosis disponible por el momento en España.

La siguiente tabla resume cómo evoluciona la vacunación contra la COVID-19 por regiones, con datos sobre el total de personas que han recibido una dosis o la pauta completa, el porcentaje que suponen sobre la población total de cada territorio y la proporción de dosis administradas respecto al total de distribuidas.

Restricciones

Atendiendo a la situación epidemiológica, los gobiernos autonómicos establecen limitaciones en la movilidad, los aforos y los horarios, aunque, tras decaer el estado de alarma el pasado 9 de mayo, requieren de autorización judicial para implantar medidas, como los toques de queda o los confinamiento perimetrales, que afecten a derechos fundamentales, aunque ayuden a frenar la transmisión del coronavirus.

En el siguiente mapa puedes comparar entre comunidades los diferentes niveles de medidas aplicadas respecto a confinamientos, toques de queda, limitaciones a las reuniones en espacios públicos y privados, y restricciones en la hostelería y el comercio.

Sobre esta información

Los datos de estos gráficos y mapas interactivos proceden en su mayoría de los informes oficiales y ficheros abiertos que publica diariamente el Ministerio de Sanidad, así como de las actualizaciones que realiza el Instituto de Salud Carlos III. También se recoge información del INE, de los gobiernos autonómicos y de otras fuentes nacionales e internacionales.

Desde el 24 de noviembre de 2021 se aplica el nuevo semáforo de indicadores propuesto por el Ministerio de Sanidad para graduar los niveles de riesgo de la incidencia.

Noticias

Televisión

Radio

Deportes

Infantil

A la Carta

Playz