Noticias
Coronavirus

Sánchez anuncia una ley que regulará la "nueva normalidad" con medidas de prevención para evitar rebrotes

ROCÍO GIL GRANDE
5 min.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha defendido en el Congreso de los Diputados la sexta y última prórroga del estado de alarma y ha anunciado que el Consejo de Ministros aprobará un decreto ley el 9 de junio para regular la que será la “nueva normalidad” tras el estado de alarma con medidas de prevención, contención y coordinación para evitar rebrotes tras el fin del estado de alarma.

Sánchez ha sacado adelante la prórroga gracias a los acuerdos con el PNV y Cs, que votarán sí, y con ERC, que se ha abstenido. El decreto ley responde, precisamente, a una de las exigencias de Ciudadanos, la de buscar una salida jurídica al estado de alarma antes del 7 de junio.

El presidente del Ejecutivo ha explicado que las medidas contenidas en el decreto ley que prevé aprobar el Gobierno el 9 de junio se abordarán en un próximo consejo interterritorial de salud con las comunidades autónomas y que el objetivo es aunar en una sola norma las medidas sanitarias que tendrán que seguir hasta que haya una vacuna o un tratamiento eficaz para el coronavirus. Unas medidas, en definitiva, para recuperar libertades con “total seguridad” y que eviten riesgos de rebrotes de coronavirus.

En su intervención, ha vuelto a considerar el estado de alarma como una “herramienta fundamental para detener la pandemia” y ha agradecido a los partidos que la han apoyado en el Congreso en las pasadas ocasiones por “haber servido a la causa para defender la salud pública y salvar vidas”.

Un estado de alarma "único" y para "acompañar a los territorios"

El nuevo estado de alarma, que comenzará el 8 de junio y permanecerá hasta el 21 del mismo mes, será “único, nuevo y con una sola funcionalidad, la de acompañar a los territorios en los últimos metros”, ha asegurado.

Así, ha detallado una vez más que las comunidades que pasen a la Fase 3 pasarán de la “cogobernanza” a la “gobernanza absoluta” para gestionar su desescalada, siendo los presidentes autonómicos la máxima autoridad en este sentido y quienes podrán modificar las medidas de la Fase 3 y pudiendo decidir cuándo salir de ella.

Sánchez ha criticado a los partidos que han acusado a “este Gobierno malvado” de recortar libertades y de “sustraer el poder autonómico” porque “nada es más lejos de la realidad”. Ha defendido que se han mantenido “todas las libertades democráticas” salvo la restricción de la movilidad para “preservar la salud pública” y se han mantenido también “todas las competencias” autonómicas.

Por eso, ha dicho no entender “que algunas fuerzas, en las primeras ocasiones, dijeran que era necesario el estado de alarma y ahora simplemente digan que no es posible seguir prorrogándolo”.

Sánchez defiende el estado de alarma: "Es un misterio que algunas fuerzas parlamentarias lo vieran necesario y ahora no lo quieran apoyar"

Sánchez ha vuelto a pedir "unidad" a los partidos, especialmente para negociar con Europa unos fondos para la reconstrucción dirigidos a España, recalcando que habrá un plan específico para el relanzamiento del turismo, y ha aprovechado para lanzar un mensaje contra los discursos del "odio".

Pide no usar las víctimas ni la bandera como "arma arrojadiza"

En este sentido, ha pedido "extraer lecciones" de la pandemia. "El enemigo es el virus y la política debe servir para combatirlo unidos, no puede ser un pretexto para combatir al adversario y menos aún aprovechando a las víctimas como arma arrojadiza ni una bandera, que es la bandera de todos".

"La bandera es la bandera de todos, representa nuestras lenguas, nuestra literatura, el paisaje, el patrimonio y nuestra voluntad de vivir juntos", representa, ha proseguido, "un proyecto de país común y, por eso, nadie está fuera de la bandera ni tiene derecho a usar la bandera contra otro compatriota".

Pese a que hay "modelos antagónicos" de concebir el país, ha incidido, "todos ellos son España" porque "no hay ni buenos ni malos españoles". "No usemos la bandera para dividir, porque lo que nos une es mucho más que lo que nos separa".

A continuación, ha pedido mirar a Estados Unidos para no repetir errores. "Virus es un término que viene del latín y que significa originalmente veneno, lo estamos viendo en EE.UU. y no queremos verlo cuajar en España, el veneno es el odio", ha asegurado Sánchez, quien ha incidido: "Digamos no al veneno del odio, no a la violencia física, no a la violencia verbal, no al insulto y no a la provocación".

Sánchez: "Digamos no al veneno del odio, no a la violencia física, no a la violencia verbal"

Por último, el presidente ha señalado que hay "millones de personas fuera" que esperan "concordia" y "entendimiento". Ha asegurado que  el país necesita "justicia social", con más ciencia y más calidad en los empleos. "Es el país del ingreso mínimo vital", dice el presidente del Gobierno, un país de la igualdad "real y efectiva".

Sánchez defiende en el Congreso las manifestaciones feministas: "Viva el 8M"

"¡Viva el 8 de marzo!"

Precisamente, tras hablar de igualdad, Sánchez ha reivindicado el Día de la Mujer frente a quienes critican al Gobierno por permitir las manifestaciones. "Lo digo alto y claro. ¡Viva el 8 de marzo!".

Sus declaraciones llegan dos días después de las críticas de PP, Vox y Ciudadanos a la ministra de Igualdad, Irene Montero, tras hacerse pública una conversación privada en la que reconoce que la baja afluencia de las marchas del 8M se debía al coronavirus.

Estas palabras son las que le han llevado el mayor aplauso de su intervención por parte de la bancada socialista y otras que apoyan las marchas de ese día. 

Noticias

Televisión

Radio

Deportes

Infantil

A la Carta

Playz